en torno a… NABAI… mundua

septiembre 20, 2011

La paradoja de los 10 años de cárcel

Filed under: José Yoldi — nabaizaleok @ 2:57 pm
Tags: , , , ,

JOSÉ YOLDI La sentencia del ‘caso Bateragune’

La Justicia tiene que ser ciega. Pero sin lazarillos que la dirijanEl artículo es esclarecedor de lo que seguramente va a pasar con el caso Bateragune. Como somos inocentes ciudadanos que creemos que las películas son sólo películas, no pensaremos que en este tema algo huele a podrido. Preferiremos creer que lo que se describe en el artículo es pura casualidad o puro efecto de la chapuza de la administración judicial española. Lo que empezó mal, con detenciones arbitrarias, terminará mal: con una sentencia injusta que será revocada ¿Diseñado el proceso para que sea revocada? Que opine el lector. Las primeras víctimas, los condenados; la justicia española, con una peldaño más abajo en su carrera hacia el descrédito; y la sociedad, cada vez más descreída. Seguro que con el tiempo nos enteraremos cuántos actores participaban en esta trama…..Pero eso lo veremos en el cine dentro de muchos años.

La condena de Otegi por pertenencia a ETA supondrá que no podrá ser juzgado por el ‘caso Batasuna’, y además es posible que el Supremo la anule

Los pilotos de fórmula 1 o de motociclismo saben por experiencia que, por mucha ventaja que lleven a sus rivales, todo puede cambiar -una rotura de motor, un accidente, un pinchazo- hasta el último segundo de la carrera. Y eso suele ser así en casi cualquier deporte de competición. La condena a 10 años de cárcel para los dirigentes de la izquierda abertzale Arnaldo Otegi y Rafa Díez Usabiaga por pertenencia a ETA ha constituido una gran alegría para algunos, en la creencia de que por fin se hacía justicia, y un jarro de agua fría para otros, que creían que el nuevo rumbo de la formación independentista exigía la excarcelación de Otegi para que encauzase el definitivo abandono de la violencia por parte de la banda terrorista. (more…)
Anuncios

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.